Por Nicolás García Pedrajas

Existe una gran parte de la derecha en España que cree que en una contienda limpia el PP es casi seguro perdedor electoral. Un pasado lastrado por el apoyo al franquismo, su dependencia de la iglesia católica y su identificación con el cacique del pueblo en muchas partes de España, hacen muy difícil su victoria. Esta parte de la derecha, que tiene sus altavoces en medios como El Mundo o la Cope y a sus líderes en Áznar o Esperanza Aguirre, piensa por ello que todo vale con tal de sacar rédito electoral. Para ellos no hay problema en magnificar cualquier anécdota a la categoría de gran escándalo, mentir de forma descarada cuando se refieren a las negociaciones con ETA según el gobierno que las haga sea del PSOE o del PP, o comprar dos diputados del PSOE en la asamblea de Madrid para robar unas elecciones ganadas por la izquierda.

Sin duda alguna, el gran aprendiz de brujo de esta derecha es Pedro J. Ramírez, que desde su “púlpito” del periódico El Mundo ha tenido siempre como objetivo gobernar a la derecha. Su último invento ha sido el tratar de construir un partido supuestamente de izquierdas que introdujera una cuña en la parte más a la derecha del PSOE. Con este partido, y la pinza en la que quedaría atrapado el  PSOE, presionado a la izquierda por IU, se planteaba una jugada maestra para conseguir la vuelta al poder del PP.

Lo más gracioso del caso es que el invento, que se llama UPyD, ha sido una cuña, pero en el PP. En realidad no hace falta ser muy inteligente para entender que vender un partido como  de izquierdas desde el apoyo entusiasta de los medios de ultraderecha como El Mundo o la COPE estaba condenado al fracaso. El resultado de este experimento ha sido la creación de un partido a la derecha del PP, que le está haciendo un gran daño electoral. Es reconfortante comprobar que no es tan fácil engañar a los ciudadanos como algunos creen.

Según una encuesta reciente [1] el partido UPyD podría captar en la actualidad hasta 400.000 votantes del PP en las últimas elecciones. El trasvase del PSOE a UPyD por su parte está en un significativo ¡0.1%! Si se confirmase esta tendencia, UpyD podría convertirse en el responsable de una próxima victoria electoral del PSOE.

No dejaría de tener gracia que el invento de Pedro J. le costara las elecciones a la derecha…

[1] http://www.abc.es/hemeroteca/historico-29-05-2008/abc/Nacional/rosa-diez-upyd-tiene-espacio-para-crecer-son-especulaciones-que-lo-haga-a-costa-del-pp_1641901344618.html